Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech

0514. Profecía – Pastores, que creen que eres tan inteligente, pero que son tontos.

 

514. Profecía dada a Raymond Aguilera el 1 de Agosto de 1994 a las 2:05 PM. En Español.

 

Señor, señor. El convenio va a completarse cuando Mi Hijo venga. Si, señor, ha llegado el día del pacto. El pacto que le hice a tus padres. Ha llegado el pacto, pero el trabajo aún no está hecho, el trabajo de Mi Hijo. Por esto, quiero que trabajes duro con la Fuerza del Espíritu Santo, orando, Comulgando, buscando a tus hijos y a tus hermanos que no conocen la Palabra de Dios

Tienen que trabajar más duro, en forma más directa y precisa, pues el día del pacto ha llegado. Lo estoy diciendo con Mis Labios clara y directamente. Éste es su Padre con el Hijo y el Espíritu Santo. Se lo estoy diciendo con Fuerza. Les estoy diciendo los detalles, el pacto, el pacto, el pacto. Recuerden el pacto. Ha llegado el pacto de Dios. El convenio va a estar completo y quiero que abran sus ojos y oídos si son del convenio, el pacto de Sangre, el pacto de Mi Palabra.

Recuerden el pacto del pasados,  que hice con sus padres en días pasados. Pero Mis hijos e hijas, han llegado al final del pacto. Han llegado al final del pacto. Han llegado al final del pacto, con la Fuerza de Dios les digo la verdad. Háganse fuertes pues casi se ha cumplido, todo lo que dice la Biblia, todo lo que les he dicho con Mi Palabra del pacto del pasado con sus padres.

Tienen que llevar la Palabra a todo el Mundo a la Manera de Dios. Tienen que enterrar todo lo malo, todos los pecados que tienen, tienen que ir humildemente, pero tienen que ir con la Fuerza del Espíritu Santo. Pues conozco la manera del hombre, se creen demasiado, creen que son dios. Esa es la manera del hombre, el corazón del hombre. Y Yo, su Padre, con el Hijo y con el Espíritu Santo queremos que vayan humildes. No nos gusta el pecho inflado, quiero que vayan humildemente con hambre de Dios, con la Fuerza de Dios, con la Sangre de Dios y los dirigiré y los guiaré con la Fuerza del Espíritu Santo.

Pues la guerra que está a su alrededor, es clara y directa. Algunos van a caer debido a la guerra. Y otros se van a hacer muy valientes con la Palabra de Dios y nadie los detendrá. Otros se asustarán y van a correr a esconderse, Pues no tienen el coraje de Dios. Solo tienen el pecho del hombre, los labios del hombre, todas las cosas inmundas del hombre.

No van a plantar la semilla como Mi Hijo les dijo. Pues buscan el dinero. Buscan la fuerza. Buscan que la gente los haga dios. ¡Qué Lástima! ¡Qué Lástima! Pues no conocen la Manera de Dios. No saben cómo hacerse humildes. No saben cómo sufrir con la cruz. Solo quieren que todo se lo pongan en la boca, todos los regalos, todo el dinero,  todas las cosas que son inmundas del demonio. Lo quieren todo, pero no quieren trabajar a la Manera de Dios. No quieren buscar la Palabra a la Manera de Dios y cambian la Palabra para llenar sus estómagos con las cosas del mundo.

Quieren todo lo del demonio en el Nombre de Dios, en el Nombre de Mi Hijo, buscan al demonio y les voy a ayudar. Les voy a dar al demonio pues es lo que quieren, con su corazón, con su mente, con su fuerza. No me interesa si usan el Nombre de Mi Hijo, si buscan al demonio, los voy a entregar al demonio. Pues las cosas inmundas son del demonio. No son del Padre. No son de Jesús. No son del Espíritu Santo.

Creen que son muy inteligentes. El demonio les mostrará que tan inteligentes son. Pues les voy a voltear la espalda. Pues tienen su pecho henchido a la manera del demonio, a la manera del hombre. No importa que usen el Nombre de Mi Hijo, pero les voy a voltear Mi Espalda pues leo el corazón, el corazón que tienen en su bolsillo.

Les digo la verdad, les digo sin rodeos. No importa si eres un pastor o si eres un trabajador de la Biblia. No me importa, pues si no buscas a Mi Hijo clara y directamente, con el corazón de Dios, no te conozco. ¡No eres Mío! Eres del demonio como un demonio, un demonio que le hace el trabajo a Satanás. Pues leo el Corazón. También leo todo lo que es inmundo. Reconozco un demonio cuando lo veo y no importa si usan el Nombre de Mi Hijo. Pues los leo, con las cosas que hacen. Reconozco lo de Corazón limpio, con el Cuerpo limpio, con la Mente limpia, no Me pueden engañar.

Se creen tan inteligentes, pero no lo son, son tontos. Pues creen que si solo lanzan el Nombre de Mi Hijo, se salvarán. Todos los diablos se ríen de ustedes pues ustedes son estúpidos. Son más estúpidos que ellos. Pues ellos conocen al Padre, al Hijo. Todo lo que está con el Espíritu Santo es limpio, es claro y puro y correcto. Solo se ríen de ustedes y ustedes se creen grandiosos. ¡Oh, Oh, Qué lástima! Ustedes son tan tontos. Y ésta Palabra va desde los de arriba hasta a los de abajo de la iglesia de Mi Hijo Jesús.

¡Qué lástima! Qué lástima que nunca aprendieron la Manera de Dios. Tantas horas estudiando la Biblia y no aprendieron nada. La gente les da papeles diciendo que saben tanto, pero no saben nada. Porque los papeles dicen que saben, la gente les cree, Pero Mi Hijo Jesús los va a corregir en este mundo y en el mundo que venidero, cuando su rodilla toque el piso Él los va a atragantar con su lengua. Hasta que se les salgan los ojos porque son tan inteligentes. ¡Sí! Y Él les dará un papel y el papel los enviará al abismo. Pues son tan inteligentes que nunca leyeron la Biblia claramente, con el corazón de Dios, con el Corazón del Hijo, con el Corazón del Padre, con el Corazón del Espíritu Santo.

No pueden ganar porque ya perdieron, con la mente, con el corazón, con la cabeza de piedra. El demonio los devoró y no se dieron cuenta que los había mordido con sus dientes pues tenían el pecho muy henchido. Ahí están, caminando de la mano con el demonio y ni siquiera lo saben. Qué pena que sean tan tontos y estúpidos.

Todo lo que tienen que hacer es Comulgar, buscar a sus hermanos y hermanas, con corazón puro, con el Amor de Jesús, con el Amor del Padre y el Espíritu Santo. Y ayuden a los que necesitan ayuda y Amar a los que necesitan Amor, con el Amor del Cielo, con todo lo que es bueno, con todo lo que es correcto. Y ¿Qué fue lo que hicieron? Corrieron y se encerraron en la palabra del hombre y tomaron y abrazaron al demonio. Y tuve que enviarlos a abismo pues no aprendieron nada.

Las semillas que cayeron en la roca no tenían las raíces pues no tenían buen suelo para crecer. Aquí llega el sol (calor) del demonio y él los devoró. Los devoró y corrieron alegres detrás de él, claramente y sin rodeos.

No saben nada, pero no pasa un día sin que llore por ustedes. Pues sé que no tuvieron el cerebro que necesitaban. Pero si se quieren arrepentir y limpiar lo que hicieron inmundo, todavía tienen oportunidad. Corrijan sus caminos, busquen a Mi Hijo con las cosas limpias, con las cosas de su Padre, con las cosas de Mi Hijo, con la Fuerza del Espíritu Santo. ¡Los abrazaré y los besaré! ¡Sí! Y los llevaré al Cielo Conmigo y hablaremos allí, con todos los que van a la Manera de Dios. Ha llegado el día del sufrimiento.

 

 

Vaya a la Próxima Profecía


El correo electrónico: Ray@prophecy.org

Para ayudar a financiar este ministerio Haga clic aquí.

O escribir a: Raymond Aguilera, PO Box 20517, El Sobrante, CA. 94820-0517, EE.UU..,

Para pedir los Libros de Profecía Clic en el Libro 

 Para ayudar a financiar este ministerio comprando una de estas pinturas haga clic aquí.

Trabajo de arte Youtube Video

 Para ver el trabajo de arte de Raymond Aguilera  Clic aquí

Registro de propiedad literaria de 1989-2013, Raymond Aguilera. © 1989-2013, Raymond Aguilera, Prophecy.org (sm) All Rights Reserved

 


 

Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech