Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech

0508. Suceso – Una guerra espiritual con una fuerza increíble.

 

508. Suceso ocurrido a Raymond Aguilera el 26 de Julio de 1994 a las 12:25 AM.

Hace dos horas estaba en una lucha espiritual contra una fuerza increíble. La lucha empezó a las 8 PM y no terminó sino hasta las 10:15 PM. Ahora a las 12:25 AM acabo de apagar mi computador y dar por terminada la jornada de escribir Profecías. Pensando acerca de lo que sucedió, parecen muy extrañas todas las sensaciones y sonidos. Estaba recostado en mi cama orando cuando empezó mi lengua de oración con un sonido distintivo de Fuerza y Poder.

Fue increíble, a veces mi cuerpo se ponía en posición fetal, a veces se agitaba mientras mi lengua de oración se enloquecía con palabras y sonidos que no había escuchado antes. Al principio percibí este Poder y vi un domo espiritual  de protección alrededor de mi casa. A medida que la lucha continuaba y se hacía más fuerte el domo se hacía más y más grande y la lengua de oración más y más fuerte hasta que vi al domo cubrir todos los Estados Unidos.

En espíritu, podía ver miles de flechas volando a través del firmamento mientras la lengua de oración continuaba a gran velocidad. El firmamento espiritual no era casi visible de la cantidad de flechas que se disparaban con el Poder Espiritual. Desde donde estaba viendo la lucha, no podía ver quien estaba disparando las flechas y las lanzas. Aunque sabía que venían de los Ángeles del Señor. Las flechas se movían de izquierda a derecha, viendo desde donde estaba parado, o desde donde yo estaba observando. No podía ver dónde estaban cayendo, aunque no me gustaría estar allí cuando lo hicieran.

Los sonidos de la lengua de oración que salía de mi boca era como el sonido del disparo de balas de una ametralladora. Me imagino que lo llamaría lengua de poder. La Presencia del Espíritu Santo era IncreíblePoderosa. Lo que venía a mi memoria era la película Alien 2 donde los soldados se encerraban en un cuarto, dejando sus armas automáticas afuera haciendo guardia, disparandole a todo lo que se moviera. Así estaba saliendo mi lengua de oración de mi boca, con Poder, Fuerza y Dirección.

Podía sentir el Poder del Espíritu Santo fluyendo a través de todo mi cuerpo, tal que si algo del demonio se ponía en el camino de esta lengua de oración, no tenía el menor chance de sobrevivir al Poder del Señor. Ya que el Señor no falla cuando dispara. Sabía que los demonios se movían por todas partes y caían como moscas. Podría decir que es un gran movimiento ofensivo del Señor.

Estos sonidos hacen que el cuerpo tiemble y se mueva en todas direcciones mientras el Poder fluye. Electriza todo tu cuerpo en formas que es difícil de explicar. Pues cada célula de tu cuerpo se carga y parece que va a explotar con el Poder de la lengua de oración.

En realidad no lo entiendo y hay muchas preguntas sin respuesta pero la ¡¡PRESENCIA DE PODER ESTABA ALLÍ SIN DUDA ALGUNA!! Fue un movimiento de poder que no se puede ignorar algo que no se puede imaginar o soñar. Esto continuó por dos horas y media SIN PARAR.

Ahora después de varias horas de lucha y varias horas de escribir, todavía siento que algo sucede en espíritu mientas estoy recostado en mi cama. Parece que siempre hay lucha cuando escribo las Profecías. Empecé a escribir nuevamente luego de un receso de algunas semanas que utilicé para enviarlas por correo y cargarlas en los servicios del computador. Ahora percibo esta gran lucha espiritual y estoy muy retrasado en la escritura.

Estoy empezando nuevamente a sentir la misma Presencia de Poder de hace cuatro horas. Se me está poniendo la piel de gallina sobre todo mi cuerpo y puedo percibir algo sucediendo en espíritu. Se me terminaron las galletas que uso para la Comunión y lo único que me queda es un poco de jugo de uva para la Comunión esta noche. No he tenido ni la oportunidad ni el dinero para comprarlas, pero sé que el Señor tiene todo bajo control.

De alguna forma cuando estás en estas luchas espirituales, tu cuerpo pasa a un segundo plano con respecto a tu espíritu. No tiene nada que decir o conocimiento de lo que está sucediendo, solo que está conectado a la Fuente de Poder del Señor. Tu carne parece que supiera que va a una confrontación directa, mano a mano con fuerzas demoníacas.

Tu espíritu desarrolla una unión con el Espíritu Santo, y el Espíritu Santo toma completo control sobre tu cuerpo. Sabe que hacer, cuándo hacerlo y cómo hacerlo. Tu espíritu está completamente sintonizado con el Espíritu Santo y el Espíritu Santo dirige tu espíritu en la contienda.

Tu mente la mayoría del tiempo no comprende como reacciona tu cuerpo a las repercusiones del combate. A veces, es como si estuvieras en una montaña rusa mientras el Espíritu Santo te lleva hacia arriba y hacia abajo y alrededor de las curvas del combate con Poder y Control totales. Luego, no solamente es una acelerada espiritual, sino que a veces también se marea un poco en espíritu. Los efectos se deben a las corrientes de Poder que fluyen por tu cuerpo y de los contra ataques demoníacos que recibe tu cuerpo durante la batalla cuando las fuerzas del bien y del mal chocan con una fuerza increíble.

La unión entre tu espíritu y el Espíritu Santo es en total armonía y a veces deja tu carne aturdida. Tienes a veces algunos vistazos de lo que está sucediendo en el espíritu, pero no todo el tiempo. Como ahora, en este momento, percibo que algo está pasando, mi espíritu percibe el ¡¡¡¡PODER!!!! ¡¡¡Poder Angelical!!! El Espíritu Santo está haciendo algo, talvez me está protegiendo del combate anterior, o talvez el enemigo se está reagrupando y va a intentar golpearme esta noche. Pero por la Presencia de Poder que percibo en mi habitación va a ser una batalla impresionante, talvez la dormiré toda y no me voy a involucrar.

Parece que cuando caminas en espíritu tienes que combatir en espíritu. Durante estos momentos quisiera permanecer en el plano espíritu, más, sabiendo que estás doblegando fortalezas y principados y sabes que estás a la ofensiva y que los espíritus oscuros no tienen oportunidad contra el Poder del Espíritu Santo. Empiezas a pensar en todas las ocasiones que el enemigo te ha golpeado a ti, a tu familia, a tus amigos o al Cuerpo de Cristo. Talvez no suene cristiano, pero desarrollas esta actitud revanchista. Te das cuenta que estás en espíritu y que el Señor te usa con Poder. Y tienes la oportunidad de lanzar unos golpes en respuesta y asestar unas trompadas en lenguas y una vez empiezas no quieres detenerte o talvez el Espíritu Santo te usa hasta que no puedas aguantar más. El que sea el caso, es muy, muy poderoso y agotador al mismo tiempo. Pues el Señor usa toda la fortaleza que tengas y un poco más.

Estoy intentando buscar  más, otras palabras para realmente explicar esta experiencia… pero solo no hay palabras para describirlo correctamente, al menos no las tengo. Es un poder que transmite el Poder  a través de la lengua o lenguaje de oración. Es como si usara la lengua o lenguaje de oración para guiar los Guerreros Angelicales, para mostrarles qué hacer, cómo hacerlo, cuándo hacerlo, a través del Poder del Espíritu Santo. No tienes ningún poder excepto el que el Espíritu Santo envía a través de ti, eres solo el vehículo por donde se transmite el lenguaje o la Fuerza del Poder. Parece loco, ¿no es verdad?

Está unión entre el cuerpo humano, los Ángeles y el Señor es sencilla. Es una unión de Poder. Durante esos momentos sientes la dirección, así que diriges. No soy siquiera yo, pues es el Señor quien tiene control total, pero por alguna razón él quiere o necesita, voluntarios humanos para participar. Realmente no lo sé, pero de alguna forma estamos inmiscuidos en la guerra espiritual o somos usados por Dios para combatir una parte de esta guerra espiritual. Talvez el Cielo no es gratis después de todo y nosotros cristianos tenemos que luchar por él en parte. O talvez lo estamos haciendo llevando nuestra cruz en todas las áreas del espíritu. Bueno, supongo que eso es todo. No sé si lograré dormir está noche.

 

Más Tarde.

Durante la noche me desperté para encontrarme apretando un demonio por la cabeza. De alguna forma lo tenía con una llave en la cabeza, con mi brazo alrededor apretando su cabeza contra mi pecho. Lo tenía tan apretado que estaba completamente inmóvil. Me tomó unos segundos para darme cuenta que estaba en mis brazos. Empecé a conminarlo y a increparlo, cuando me dijo, “No” soy tu hijo Steve.”

Estaba todavía en choque por este repentino despertar y no sabía que hacer. Luego de quedarnos ahí mirándonos mutuamente por unos segundos, me di cuenta que no era Steve. Así que lo conminé y lo envié al abismo del infierno en el Nombre de Jesucristo de Nazaret. Oré y agradecí al Señor y retorné a un sueño incomodo. Todo esto me dejó en conmocionado por el resto del día. ( Fin)

 

Vaya a la Próxima Profecía


El correo electrónico: Ray@prophecy.org

Para ayudar a financiar este ministerio Haga clic aquí.

O escribir a: Raymond Aguilera, PO Box 20517, El Sobrante, CA. 94820-0517, EE.UU..,

Para pedir los Libros de Profecía Clic en el Libro 

 Para ayudar a financiar este ministerio comprando una de estas pinturas haga clic aquí.

Trabajo de arte Youtube Video

 Para ver el trabajo de arte de Raymond Aguilera  Clic aquí

Registro de propiedad literaria de 1989-2013, Raymond Aguilera. © 1989-2013, Raymond Aguilera, Prophecy.org (sm) All Rights Reserved

 


 

Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech