Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech

0264. Profecía – El día en que el cielo está negro.

 

264. Profecía dada a Raymond Aguilera el 14 de Enero de 1993 a las 4:21 PM. En Español.

 

¿Sabes qué, hijo Mío? El firmamento se va a oscurecer. El día está llegando en que el firmamento se volverá negro. No podrán ver nada por días. El firmamento va a volverse negro con toda la inmundicia que hay en el Mundo. No podrán ver las nubes. No podrán ver la luna. Todo el firmamento será oscuro. ¿Me escuchas, hijo Mío? Aquí llega el día en que todo lo que hay en el firmamento será Oscuro y Negro.

¿Me escuchas, Mi Raymundo? La Fecha de la Biblia ha llegado. Sé que has trabajado con miedo. Pues estás asustado de las cosas que te estoy diciendo, pero todo lo que te estoy diciendo es verdad. Es correcto y preciso, solo registra todo lo que te diga y de la manera que te lo digo. Y te protegeré. Sé que sabes que el demonio te quiere devorar. Te quiere detener con los tiquetes, con la fuerza del demonio. No te de miedo. Te daré el dinero para arreglar tu carro. Solo haz lo que te digo. Hazte fuerte y ora.

Él no te puede tocar, pues Mis Ángeles están a tu alrededor. La Guerra a tu alrededor es muy dura en este momento, en esta fecha. El demonio está muy furioso por lo que escribes. Pues escribes la verdad y al demonio no le gusta la verdad. Pero soy el Dios de todo, del Mundo, del Cielo de todo lo que es y todo lo que va a ser. Y lo que digo va a ser y va a suceder. El demonio no es nada.

Mi Hijo lo va a enviar al Abismo y Él sabe que es verdad. Te tiene miedo, Raymundo. Tiene mucho miedo, pues sabe que tienes Mi Palabra, y Mi Palabra lo detendrá. No hay nada que pueda hacer. Hazte fuerte. Estudien la Biblia pues aquí llega el día en que todo se volverá oscuro. Escríbelo en tu computador. Éste es tu Padre, el Único, quien hizo todo con Mi Palabra y el Espíritu Santo. ¿Me escuchas? Las cosas del Cielo son las cosas del Cielo. Las cosas del Mundo son las cosas del Mundo.

Aquí llega el día que te dije acerca de la dama. Espera Raymundo, pues ahí está ella enfrente de tu nariz. Ten paciencia, pues lo que dije va a suceder. No te preocupes por tu familia. Pues los protegeré con Mi Mano, a tu madre, a tu madre, tu padre, tu hijo y tu hija, a tus hermanos y hermanas y tus amigos, pues estás haciendo el trabajo de tu Padre y lo que tu Padre dice es Verdad.

Mi Hijo está listo para recoger todo lo que es Limpio, todo lo que es Bueno, todo lo que es Nuestro. Los demás van a tener que sufrir la Guerra, y todo lo que está mal. Pues no buscaron a los hermanos y hermanas en las calles, los enfermos, los ancianos. Pues no hicieron lo que Mi Hijo les dijo que hicieran.  

¡Qué pena! Pues tenían la Ley en sus manos y solo hicieron lo que quisieron. Buscaron el dinero y creyeron que eran dios. ¡Qué pena! Pues está ahí enfrente de ellos, todo lo que está bien, todo lo que es bueno y no hicieron lo que Mi Hijo les dijo.

Por esto van a sufrir. Pues tengo que mostrarles quién es Dios, quién hizo la Estrellas, el Mundo, todo lo que Ven, todo lo que Tocan, lo hice Todo. No hicieron nada, solo problemas para las familias del Cuerpo de Mi Hijo. Por esto van a sufrir porque se creen mucho.

Pero hijo Mío… solo haz lo que te digo y yo te daré todo lo que te he dicho. No llores. No llores. Sé que sabes lo que va a pasar. Esto hiere Mi Corazón, pues sabes más que todos los que estudian la Biblia. Pero ellos tendrán que aprenderlo de la forma difícil. Pues se creen mucho. Hijo Mío, te Abrazaré y te Besaré cuando vengas al Cielo, pero por lo pronto hazte fuerte pues estás en el Mundo. Me agrada la determinación que tienes por Mi Palabra Sé que quieres protegerla a la Manera de Dios. Te lo digo seriamente. Pues eres Mío. Protejo lo que es Mío, pero escribe todo lo que te digo. El demonio no puede hacer nada ¿Me escuchas, Raymundo? Él no puede hacer nada.

Éste es tu Padre, el Único, quien lo hizo todo con el Hijo y el Espíritu Santo. Te Abrazaré y te Besaré a ti y a todos tus amigos. Pues sé que también Me Aman con sus corazones. Sé lo que tienen en mente, en su corazón y sé que es difícil para ellos también, pero los protegeré porque también son Míos, todos ellos.

Con el Amor del Cielo, con el Amor de Mi Hijo, con el Amor del Espíritu Santo, con el Amor del Amor, con el Amor del Padre, te digo estás cosas. Hijito Mío, descansa, duerme y te despertaré así podrás ir a la iglesia. Descansa. Sé que estás cansado, por las horas que has trabajado en tu computador por Mí. Te llamaré en otra fecha en otro momento hijo Mío, duerme y descansa.

 

Vaya a la Próxima Profecía


El correo electrónico: Ray@prophecy.org

Para ayudar a financiar este ministerio Haga clic aquí.

O escribir a: Raymond Aguilera, PO Box 20517, El Sobrante, CA. 94820-0517, EE.UU..,

Para pedir los Libros de Profecía Clic en el Libro 

 Para ayudar a financiar este ministerio comprando una de estas pinturas haga clic aquí.

Trabajo de arte Youtube Video

 Para ver el trabajo de arte de Raymond Aguilera  Clic aquí

Registro de propiedad literaria de 1989-2013, Raymond Aguilera. © 1989-2013, Raymond Aguilera, Prophecy.org (sm) All Rights Reserved

 


 

  

Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech